¡No permitas del Blak Friday un Black Timo! Consume de forma inteligente

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Este viernes, 26 de noviembre, se celebra el clásico Black Friday, y el lunes 29, el Cibermonday – dedicado especialmente a las plataformas digitales y productos tecnológicos-, dos días de rebajas especiales que anticipan la temporada de compras navideñas. Te subrayamos en las siguientes líneas los habituales consejos para evitar fraudes o engaños y adquirir lo necesario.

Un primer concepto a tener en cuenta siempre es el de comparar, que tiene una relación muy estrecha con ahorrar. Podemos encontrar un producto a precios muy diferentes, y para ello existen buscadores (comparadores) online, donde la gente puede localizar el precio más asequible y razonable, y la mejor relación calidad/precio.

Junto al precio rebajado, siempre tiene que figurar el precio original, o el porcentaje de la rebaja. Lo lógico incluso sería que aparecieran ambas.

Otro consejo que damos es que en las rebajas, las garantías no se modifican, y normalmente, recordad que si compramos en tienda, solo tenemos derecho a que nos devuelvan el dinero si lo que hemos adquirido tiene defecto de fábrica, si bien es cierto, que hay tiendas que emplean políticas de devolución y hacen vales. En este sentido, otra recomendación es consultar esas políticas y condiciones del comercio.

Muchos comercios aprovechan para sacar a la venta algunos productos que funcionan como señuelo, bajando su cuantía y subiéndolo en otros. Así, lo que pierden rebajando unos, lo recuperan gracias a la subida de otros. Realiza un seguimiento previo de los precios para conocer el coste durante el mercado regular, y así observar si existen variaciones contradictorias. En caso de encontrar ofertas o descuentos sospechosos, podemos publicarlo en redes sociales bajo el hashtag #timofertasBF para que sean objeto de estudio.

Además, debemos fijarnos bien en los productos rebajados, deben conservar la misma calidad que los originales y no pueden ser imitaciones.

Si durante las rebajas la tienda aplica condiciones como la de no aceptar pagos con tarjeta, o modifica sus políticas de devolución, deberán hacerlo visible, ya sea en los mostradores, o bien en su página web.

Recordamos también que el ticket o factura es lo que nos sirve como garantía para reclamar. No se puede perder.

En cuanto al funcionamiento de las hojas de reclamaciones, si la solicitamos, el procedimiento exige tres copias; una para nosotros, otra que conservará el establecimiento, y una tercera a presentar en cualquier oficina de consumo del Gobierno Vasco por el cliente.

Respecto a las compras online, saber que disponemos de 14 días para la devolución, y están obligados a reintegrarnos el importe al completo. Lo mejor para efectuar los pagos, son las tarjetas prepago, de crédito o paypal. Evita hacer transferencias bancarias, si no te fías plenamente de la persona vendedora.

Cuidado con las compras compulsivas. No son buenas consejeras. Trata de ir con una idea clara de lo que quieres, define la mejor relación calidad/precio y entonces, decide. Consumir con cabeza en estos periodos es primordial, fechas señaladas para tener también presente el medio ambiente y los principios de la economía circular: reutilizar, reducir y reciclar.