Comercio electrónico, Ocio

“O devuelven el dinero antes de 72 horas o procederemos vía judicial”

En enero pasado, la socia de EKA/ACUV S.I. reservó a través de www.booking.com alojamiento en un apartahotel en Nueva York del 14 al 22 de abril abonando 550 euros con su tarjeta de crédito. En marzo, dicha web comunica a S.I. que debe anular su reserva porque ha dejado de trabajar con el apartahotel neoyorkino y le requiere cierta documentación para proceder a la devolución del dinero. Nuestra socia envía a booking.com la documentación solicitada y...

Y nada. Pasan los días y la devolución no llega. S.I. reclama y reclama pero www.booking.com no le devuelve el dinero. ¿Por qué? Misterios del mercado. ¿Esperaba acaso esa web que nuestra socia se cansara, se aburriera y desistiera de recuperar su dinero? No es descartable. Es algo que, por desgracia, ocurre con cierta frecuencia, sobre todo en algunos sectores del consumo, con las compañías aéreas a la cabeza de semejante ilegalidad y desprecio a los usuarios.

Tras muchos días así, reclamando sin respuesta y sin éxito, S.I. acude a EKA/ACUV, que contacta con el departamento de atención al cliente de Booking enviándole nuevamente la documentación pertinente, exigiéndole que proceda inmediatamente a realizar la devolución de los 550 euros y advirtiéndole de que si no lo hace en menos de 72 horas se actuará vía judicial, exigiendo además de dicho dinero los intereses de demora correspondientes y también una indemnización por daños y perjuicios.

“Procederemos vía judicial”. Es una frase casi mágica que, dicha además por una asociación de consumidores, en la mayoría de los casos de este tipo produce un efecto inmediato. También en este: www.booking.com hizo en menos de 72 horas, casi inmediatamente, lo que llevaba muchos días esquivando, o sea devolver a nuestra socia los 550 euros.